(La Haya) - A un año de que la Corte Penal Internacional (CPI) dictara órdenes de aprensión en contra de dos individuos sospechosos de crímenes de guerra en Darfur, organizaciones de derechos humanos de todo el mundo lanzan la campaña "Justicia para Darfur", por medio de la cual reclaman a su arresto.

Las organizaciones detrás de esta campaña, entre las que se encuentran Amnistía Internacional, Cairo Institute for Human Rights Studies, Coalition for the International Criminal Court, Human Rights First, Human Rights Watch y Sudan Organization Against Torture, unieron sus fuerzas para exhortar al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, a organizaciones regionales y a gobiernos individuales a que presionen a Sudán a cooperar con la CPI.

La CPI ha estado investigando crímenes en la región luego de que el Consejo de Seguridad de la ONU decidiera, tres años atrás, referirle la situación de Darfur. Hace un año - el 27 de abril de 2007 - la CPI libró dos órdenes de arresto en contra del ex ministro de Estado para Asuntos Internos, Ahmad Harun, y del líder yanyauid Ali Kushayb, con 51 cargos por crímenes de guerra y crímenes de lesa humanidad. Hoy estos dos hombres - quienes enfrentan acusaciones por persecución, violación y asesinato de población civil en cuatro poblados de Darfur occidental - siguen libres.

"Las miles de personas que han sufrido asesinatos, violaciones y persecuciones en Darfur merecen justicia," dijo Dismas Nkunda, vice-presidente de Darfur Consortium. "En cambio, no han tenido más que desdén por parte de su propio gobierno y palabras vacías por parte de la comunidad internacional. Es momento de que esto cambie."

El gobierno sudanés ha rechazado pública y repetidamente entregar a la Corte tanto a Kushayb como a Harun. Por el contrario, Harun fue promovido a ministro de Estado para Asuntos Humanitarios en Darfur, siendo responsable del bienestar de las mismísimas víctimas de sus presuntos crímenes. Así como ostenta considerable poder en operaciones humanitarias, también oficia de enlace con la fuerza de mantenimiento de la paz de las Naciones Unidas y de la Unión Africana (UNAMID), que tiene como objetivo proteger a los civiles de tales crímenes. El otro sospechoso, Ali Kushayb, estuvo bajo custodia en Sudán por otras acusaciones al momento del dictado de las órdenes de arresto, pero en octubre de 2007 fue liberado, presuntamente por "falta de pruebas en su contra."

"El gobierno sudanés ha demostrado una evidente indiferencia tanto ante la autoridad del Consejo de Seguridad como ante las víctimas de su propia brutalidad," dijo Richard Dicker, director del Programa de Justicia Internacional de Human Rights Watch. "Hasta ahora, Sudán no ha enfrentado ninguna consecuencia por su descarado rechazo a la Corte y al Consejo".

Los miembros de "Justicia para Darfur" instan al Consejo de Seguridad de la ONU a adoptar una resolución instando a Sudán a cooperar plenamente con la CPI en su investigación y a solicitar el arresto inmediato de Harun y Kushayb y su entrega a la Corte.

"Ahora es el momento que el Consejo de Seguridad actúe para garantizar que estos hombres sean arrestados y entregados a la CPI sin más retrasos, como un primer paso para poner fin a la impunidad por los espantosos crímenes cometidos a gran escala en Darfur," dijo Christopher Hall, asesor legal superior del Programa de Justicia Internacional de Amnistía Internacional.

Los organizadores de la campaña "Justicia para Darfur" instaron también a los Estados y a organizaciones regionales - incluyendo a la Unión Europea, una fuerte partidaria de la CPI e institución clave para llevar los crímenes de Darfur ante el Fiscal de la CPI - a presionar a Sudán para cooperar con la CPI y a ejecutar las órdenes de arresto.

"Por medio de la campaña ‘Justicia para Darfur', las organizaciones trabajarán en conjunto para generar la mayor presión posible para que la comunidad internacional cumpla con su compromiso de justicia para las víctimas de esos crímenes," dijo Moataz El Fegiery, director ejecutivo del Cairo Institute for Human Rights Studies.

Las siguientes organizaciones se han unido a la campaña "Justicia para Darfur":
Action des chrétiens pour l'abolition de la torture - France
Aegis Trust
Amnesty International
Arab Center for the Independence of the Judiciary and the Legal Profession
Bahrain Centre for Human Rights
Bahrain Human Rights Society
Cairo Institute for Human Rights Studies
Center for Peace, Legal Advice and Psychosocial Assistance - Vukovar
Civil Resource Development and Documentation Centre - Nigeria
Coalition for the International Criminal Court
Collectif Urgence Darfour
Darfur Consortium
Darfur Union UK
Fédération Internationale des ligues des Droits de l'Homme
Human Rights First
Human Rights Watch
International Criminal Court Student Network UK
Kalangala District NGO Forum
Land Center for Human Rights
League of Human Rights
Prepared society Kenya
Recherches et Documentation Juridiques Africaines
Save Darfur Canada
Society for Threatened Peoples International
Socio-Economic Rights & Accountability Project
Students Taking Action Now: Darfur - Canada
Sudan organization against Torture
UN Watch
Waging Peace