Ya sea una empresa petrolera que emplea a fuerzas de seguridad privada abusivas, una compañía tecnológica que censura o espía a usuarios a petición de gobiernos represivos, o un gobierno corrupto que desvía los recursos de su nación, las empresas y otras actividades económicas pueden tener un impacto negativo en los derechos de la población. Human Rights Watch investiga estas y otras situaciones para exponer los problemas, exigir a las instituciones que rindan cuentas y formular estándares que contribuyan a prevenir estas actividades. Como parte de este trabajo, se han impulsado investigaciones y acciones de incidencia con respecto a problemas de derechos humanos asociados con corrupción en países con ingentes recursos, como Guinea Ecuatorial, Angola, Nigeria y Birmania.

News